Tips para sacar el máximo partido a tu salón

Tu salón es uno de los espacios más importantes de tu hogar. Se trata del espacio central en el que más horas sueles pasar y donde más rasgos de tu personalidad se quedan impregnados. ¿Crees que le estás sacando el máximo partido a tu salón? En esta ocasión te voy a enseñar algunos tips para sacar el máximo partido a tu salón.

sacarle partido al salón de tu casa
Imagen de Kirill Zakharov.

Estoy segura de que al igual que yo, pasas muchas horas en tu salón. Seguro que su decoración no ha sido por casualidad y que le has dado muchas vueltas hasta conseguir una conjunto acorde a tu estilo de vida. Es la zona más pública en cuanto a que suele ser el espacio donde recibes a amigos y familiares. Además, en superficie también se lleva un porcentaje alto de todo el suelo de tu casa.

Espero que lo mantengas limpio y saludable y que la decoración que hayas elegido para este espacio tan importante no vaya en contra de la comodidad que necesitas. Si no es así, te vendrá muy bien leer los siguientes consejos que te traigo hoy.

 

Piensa en un diseño práctico equilibrado y coherente.

estilo de decoración equilibrado
Imagen de Victoria Heath.

Organiza el espacio según el uso diario que le quieras dar.

La clave está en diseñar tu salón para que sea fácil desempeñar las tareas que quieres hacer en él. No será lo mismo si lo que quieres es ver películas o leer libros. Tienes que pensar cuáles serán tus actividades principales, de forma que el mobiliario sea acorde a esta premisa.

Evita posibles focos de distracción para actividades que requieren concentración. Puedes utilizar mobiliario con capacidad de almacenaje, si lo que buscas es poder guardar herramientas u objetos que necesitas cada día en tu salón. Lo importante es que no pierdas en comodidad sin olvidar la estética.

 

Consigue el equilibrio entre estética y funcionalidad.

La decoración de tu salón debe mostrar equilibrio entre lo estéticamente bello y lo funcional. Aunque sea bonito, tu salón no puede resultar incómodo para tu estilo de vida. Por otra parte, algo de diseño no está reñido con que el espacio sea cómodo. En el término medio está la virtud.

Por ejemplo, el sofá no puede resultar nunca una pieza incómoda. Esto es algo esencial para conseguir un salón equilibrado y con estilo.

 

Crea un foco de atracción visual.

Un foco de atracción visual es aquel conjunto que atrae la mirada de alguien que entra en un espacio. Si no cuentas con un foco natural en tu salón, puedes crearlo. Por ejemplo, puedes agrupar varios cuadros en un punto determinado de una de las paredes.

La decoración de tu salón se verá condicionada por ese foco, debe ser coherente y reforzar su significado. Cualquier cambio en los elementos del foco, puede suponer un cambio importante en la sensación que se tiene de tu salón.

 

Incluye ángulos, no todo debe estar en ángulo recto.

Desde el punto de vista constructivo, una unión de dos muros en ángulo recto dará menos problemas. Dicho esto, y utilizando el recurso del contraste, la decoración no tiene porqué seguir con la lógica constructiva. El truco es utilizar en la decoración de tu salón alineaciones que no sigan una cuadrícula imaginaria.

Si sigues este consejo conseguirás crear un espacio más dinámico y emocionante. De hecho, la naturaleza está llena de ángulos. Puedes crear elementos de atención con este sencillo truco de decorador profesional sin gastar dinero.

 

Elige la paleta de colores adecuada.

Define tu estilo y la paleta de colores que vaya acorde a la sensación que quieras transmitir. El secreto es elegir una paleta de tonos neutros que contraste con el color vivo de algunas piezas. Este truco aportará mucha armonía al conjunto de tu salón.

Ten en cuenta que los colores también influyen en el estado de ánimo y favorecen a mayor o menor actividad, por lo que debes elegir los colores coherentes con las actividades a desarrollar en tu salón.

Siempre que sea posible, utiliza pinturas sin químicos, lo que favorecerá a crear un salón más saludable.

 

Selecciona cada pieza de tu diseño.

selecciona los muebles adecuados para tu casa

No compres todo el mobiliario en el mismo lote.

El camino corto es ir a una tienda y encargar un salón completo. Pero si lo que realmente quieres es un estilo actual, equilibrado y acorde a tu personalidad, no es camino más adecuado.

Ten en cuenta que cada pieza de mobiliario, accesorio o elemento decorativo, debe ser seleccionado para que sea coherente con nuestro estilo y que en su conjunto todo funcione de maravilla.

>> Lectura recomendada: La reforma de tu casa con un presupuesto ajustado.

 

Selecciona los muebles más adecuados para el espacio.

Muchas veces nos dejamos engatusar por muebles de diseño estéticamente muy llamativos y no apreciamos lo incómodos que en algunos casos pueden llegar a ser. Pueden ser incómodos por muchos motivos, la textura agresiva de su superficie, unas dimensiones poco adaptadas a las proporciones o la dinámica humana o una baja calidad en su estructura.

Haz una lista de todos los muebles que tienes y evalúa cada uno de ellos para saber si es adecuado para tu salón. Quizás en esta revisión ha llegado el momento de renovar ese desvencijado sofá y buscar una pieza que se adapte a tus actuales necesidades.

Utilizar los muebles adecuados, tanto en tamaño como en estilo, pueden potenciar tu propio estilo de decoración integrado en tu salón. En este punto, es muy buena alternativa volver a tapizar un antiguo pero cómodo sillón desgastado. La pequeña inversión en tela le dará una segunda vida y tu cuerpo te lo agradecerá.

>> Lectura recomendada: Muebles para espacios pequeños.

 

Elige el contenido justo para el continente.

Un salón minimalista
Un salón minimalista

Simplifica el contenido, menos es más.

Lo sé, tenemos la tendencia a utilizar más elementos de los que realmente necesitamos para llenar los espacios de casa. El consejo en este caso está muy claro, intenta utilizar el menor número de elementos de mobiliario y decoración posible. Tampoco es necesario dejarlo excesivamente vacío, pero si es posible, trata de no agobiar el espacio.

Si eliminas un par de elementos de tu salón, conseguirás un ambiente con una sensación de espacio mayor y más relajante. Puedes guardarlos para cambios posteriores o directamente venderlo en mercados especializados de segunda mano.

 

Separa tus muebles entre sí.

Trata de espaciar los muebles entre sí y que las paredes estén libres aunque sea por un margen de unos pocos centímetros. De nuevo con este truco aportarás una sensación de respiro y amplitud , realmente funciona.

 

Introduce la luz y la naturaleza en tu salón.

Luz y naturaleza en tu salón
Imagen de Daiga Ellaby.

Utiliza la iluminación adecuada.

Conseguir el equilibrio entre la luz y las sombras no es algo trivial. Una correcta iluminación en tu salón hará que tengamos el nivel de luz adecuado para la actividad que desarrollemos, y además que resalte las líneas estéticas (líneas visuales, colores y texturas) del conjunto.

Lo ideal es tener una mezcla equilibrada entre luz natural y luz artificial, que pueden estar modificadas por la forma de las luminarias, puntuales, lineales o superficiales.

 

Añade plantas de interior.

Utiliza plantas de interior, no sólo porque estéticamente siempre aportan mucho, sino también porque mejoran la calidad del aire interior. Tampoco se trata de crear una selva en tu salón, con una o dos macetas sería suficiente.

Un toque natural en tu salón aportará un organismo vivo que contrasta en colores y texturas, suavizando las líneas de un diseño minimalista que podría ser demasiado rígido y frío. En ese sentido el estilo nórdico va a la vanguardia, porque aporta un equilibrio bastante conseguido entre líneas puras y elementos naturales.

 

Mantén el orden y la limpieza.

Orden y limpieza en el salón
Imagen de Reinaldo Kevin.

 

Está demostrado que si eres desordenado en casa puede ser algo que influya negativamente en tu vida. Trata de visualizar tu salón ideal ordenado y no pierdas esa perspectiva. Evita desvirtuar las zonas de paso con objetos que debería estar almacenados y se suelen quedar por medio por una mala gestión del orden y la limpieza de tu casa.

Para eso, te puede venir bien tener una foto de tu salón en su estado ordenado. De esta forma, tendrías el referente visual para no perder el rumbo en esto.

Mantener tu salón limpio y ordenado con frecuencia es garantía de buena salud para ti y tu familia. No te olvides de zonas poco accesibles y filtros de aire. Si realizas un correcto mantenimiento de estos elementos evitarás problemas de salud relacionados con los químicos y alergias por ácaros. Evita alfombras y tejidos de pelo largo, ya que cuesta más mantenerlos perfectamente limpios.

Quítate los zapatos cuando vengas de la calle, de esa forma evitarás aumentar el nivel de gérmenes en tu salón. Para ello, deja unas zapatillas cerca de la entrada de tu casa.

 

Bueno, hasta aquí estos consejos para tu salón, creo que con esto puedes conseguir bastantes mejoras. Lo mejor de todo es que funcionan y además muchas de ellas no cuestan dinero, solo es cuestión de organizarse.

Deja un comentario

Facebook
Facebook
Pinterest
Pinterest
Instagram
YouTube
YouTube
LinkedIn
RSS
Mail
Profesionales
Presupuestos